Noticias
Múltiples beneficios de la linazaÉ

La linaza es una pequeña semilla proveniente de de la planta Linum usitatissimum (lino) con sorprendentes propiedades benéficas para la salud, de la cual se extrae el aceite de linaza, el cual es rico en fibras dietéticas y ácidos grasos de las series omega 3, 6 y 9.

Alrededor del 40 por ciento de la linaza es fibra dietética. Su tercera parte se compone de fibra soluble y el resto de fibra insoluble, las cuales son importantes para promover el movimiento de los intestinos, por lo que ayuda a personas que sufren de estreñimiento o constipación. La linaza o semilla de lino tiene la característica de ayudar a disminuir los niveles de colesterol malo de la sangre, o colesterol LDL, al reducir los riesgos de sufrir problemas cardiovasculares.

La semilla de linaza contiene ácidos grasos omega (alfa linolénico u omega 3, linoleico u omega 6 y oleico u omega 9). Los más importantes de todos son los primeros, ya que componen más del 80 por ciento de las grasas poliinsaturadas obtenidas de la semilla de lino o linaza.

El aceite de linaza es fundamental en las dietas vegetarianas o veganas, ya que es la principal fuente vegetal de ácidos omegas esenciales para el organismo. Se puede ingerir una cucharada diaria o añadir sobre ensaladas, pero siempre crudo, ya que al cocinarse se descompone a más de 180 grados centígrados.

Con la actuación de la linaza en nuestro cuerpo, podemos decir que podemos mantener un sistema circulatorio saludable. Además, disminuye la viscosidad del líquido sanguíneo, lo que mejora sensiblemente la hipertensión arterial.

También contiene lignanos son fotoquímicos altamente antioxidantes y por tanto, anti radicales libres y anti cancerígenos, la capacidad de imitar funciones hormonales del cuerpo humano para evitar la formación de tumores malignos comoo el de mama o de próstata.

Tradicionalmente la linaza o lino ha sido prescrito como laxante, tanto en casos de estreñimientos crónicos, como ocasionales y también para aliviar las consecuencias de intestino o colon irritable y diverticulitis. En este último, las semillas deben ser machacadas para que no queden atrapados al irritar las bolas diverticulares.

La acción del mucílago de la semilla de lino o linaza produce una máscara protectora en las paredes y mucosa intestinales. En el caso de tener dolores abdominales, obstrucciones, o cualquier problema intestinal, antes de tomar linaza, consultar al especialista de la salud.

Durante el embarazo, no se debe tomar semilla de lino o linaza debido a los efectos de los lignanos. Como hemos dicho, los lignanos imitan los efectos de las hormonas femeninas y eso podría tener algún efecto en el embarazo. Aunque este hecho no está comprobado, es bueno tenerlo en cuenta.

Pueden existir casos de alergia a la linaza, aunque serían aislados. Si se tiene alergia, o se podría tener, consultar con el médico.

Hay que prestar atención con el uso discriminado de fibras. Estas hay que tomarlas con abundante agua y no más de las que se recomienda, ya que pueden afectar a los intestinos.

La linaza no sustituye ningún tipo de tratamiento médico. Se debe consultar al médico o especialista en salud, quien valorará la conveniencia de cualquier cambio en el tratamiento.

FUENTE: Prensa Libre. (Junio de 2013). Vida. Recuperado el 10 de Julio de 2014, de Prensa Libre.com: http://www.prensalibre.com